• Facebook
  • Twitter
  • Rss
Radio Progreso

Ocho claves del proceso electoral - 05 Octubre 2017

Medios

Nuestra Palabra de Hoy, Comunicaciones, SJ
  Jueves, 05 Octubre 2017  

Ocho claves del proceso electoral

Primera: todo el proceso electoral es un fraude. El mismo comienza con la inscripción ilegal de Juan Orlando Hernández y con el control de toda la institucionalidad y el presupuesto para fines proselitistas.

Dos: un proceso viciado de cabo a rabo. No sólo lo deslegitima Juan Orlando, también la participación del General Romeo Vásquez quien atentó contra la democracia, con su participación activa en el golpe de Estado de 2009; con la misma fuerza lo corrompe la participación de Billy Joya, violador de derechos humanos y miembro de los escuadrones de la muerte en la década de los ochentas.

Tres: el Tribunal Supremo Electoral huele a fraude electoral. No se hizo limpieza del censo electoral en el Registro Nacional de las Personas, hay sospechosos cambios de domicilios para fines electorales, no hay coincidencia entre el censo electoral de las primarias y el censo de las generales, el Partido Nacional controla credenciales de 4 partidos políticos y hay denuncias que está financiando candidatos a diputados de varios partidos políticos.

Cuatro: candidatos y propuestas, todo es más de lo mismo. Quizás porque los participantes saben lo fraudulento del actual proceso, y eso hace que en vez de hacer propuestas todos se quedan criticando o justificando la ilegalidad. Eso no oculta la crisis de liderazgos que viven todos los partidos políticos.

Cinco: una cooperación internacional con mensajes ambivalentes, que en definitiva terminan avalando el continuismo. La Unión Europea, la OEA y la ONU principales observadores, formulan críticas elegantes al proceso electoral y se hacen los de a peso con la ilegal reelección.

Seis: un definidor el proceso electoral es Estados Unidos. Ellos tienen toda la información de los vínculos de Juan Orlando y demás candidatos con presuntas actividades del crimen organizado. Pero todo siguen en los archivos y la diplomacia. En cambio, manda mensajes ambiguos, mantiene en suspenso el nombramiento de su embajador/a en el país, apoya a la Maccih y, al mismo tiempo, exhortan a la población hondureña a participar cívicamente en el proceso electoral.

Siete: el otro gran definidor del proceso es la ciudadanía. Sin embargo, la inmensa mayoría de la población está atrapada por el miedo, el hambre, la violencia y la desconfianza. Y las mayorías empobrecidas son tierra fértil del proyecto autoritario que se está consolidando.

Ocho: por todo lo antes dicho, el actual proceso electoral servirá fundamentalmente para darle un baño de legalidad al proyecto ilegal y autoritario que surgió en 2009, sustentado por las élites políticas y económicas locales, las trasnacionales y bendecidos por el poder mediático y militar. En conclusión, faltan 54 días para el simulacro electoral y como en política no hay milagros, mucha gente sin duda expresará en las calles su repudio a la dictadura.

Escuchar y descargar Nuestra Palabra

 
Derechos compartidos, citando la fuente | Contáctenos | Misión | Historia | www.radioprogresohn.net
Si no se ha suscrito Nuestra Palabra, envíe un correo electrónico a multimedia@radioprogreso.net con el mensaje de suscripción.

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Suscríbase a nuestro boletín informativo

Opiniones

HomeComunicacionesNuestra PalabraLos derechos humanos en Honduras a la luz del informe anual 2016 de la CIDH - 09 Mayo 2017 Top of Page

Aléf | Sección Cultural

Con ojos de Mujer