0Shares

Viejos y nuevos elementos se mueven cada semana en el vaivén de una institucionalidad totalmente naufragada en las aguas podridas de los políticos y reducidos empresarios, constructores de la narco dictadura, liderada por Juan Orlando Hernández, en el marco del colapsado modelo neoliberal capitalista. En esta turbulenta coyuntura, el movimiento social se mantiene en constante análisis, y desde nuestra inserción en las entrañas de nuestro pueblo, construimos propuestas que abran camino que sean respuesta a las múltiples crisis que amenazan la vida de la gente. Y desde nuestra fe en la lucha popular y en un futuro cargado de esperanzas, nos manifestamos en este Décimo Quinto Manifiesto Público:

1.- A cuatro meses del estado de emergencia, y cuando los centros hospitalarios están atestados de pacientes, y la muerte ronda amenazante por cada esquina de nuestros barrios, colonias y aldeas, nos seguimos preguntando ¿Dónde está el dinero?

2.- Sin cansancio, seguimos uniendo nuestra voz a la de muchísimas voces hondureñas para que esta emergencia conducida con la improvisación y con las garras saqueadoras de los cachurecos, sea retomada por el Colegio Médico de Honduras y otras instancias profesionalmente experimentadas.

3.- También nos preguntamos con mayor insistencia, ¿dónde está el sistema de veeduría independiente? Los dineros de la emergencia son del pueblo hondureño, y tenemos la responsabilidad de repudiar los falsos veedores que se incrustan en le FONAC y la ASJ, porque son estrictos lambiscones del banquete de corruptos.

4.- Saludamos, reconocemos y legitimamos la sesión extraordinaria del 24 junio, representada por 67 diputados y diputadas del Congreso Nacional de Honduras. Al fin legislaron escuchando la voz del pueblo, al abrogar el Nuevo Código Penal. Sin duda, una victoria de diputados que nos toca defender a todo el pueblo, y una pequeña muestra de que cuando los sectores opositores a la dictadura se unen en torno al bien común, queda al desnudo la debilidad de la dictadura, pero también la fortaleza de quienes creemos en una patria compartida.

5.- Dada la urgencia en este momento histórico, hacemos un llamado a la UNIDAD, como único camino para sacar la dictadura y dar pasos firmes para la conformación de una amplia alianza nacional por el rescate de la patria, que avance en socavar los cimientos podridos de la dictadura, y abra
escenarios para la construcción de la democracia y el Estado de Derecho. Llamamos a la unidad donde nadie sobre, y desde donde todos los aportes y pulmones caminan hacia la libertad.

6.- Les invitamos a la Hora del Ruido, este y cada sábado a las 07:00 PM… desde cada rincón del país, ¡Celebremos este triunfo, porque el clamor de los pacientes y las muertes de los contagiados, siguen esperando de nosotros solidaridad y defensa de sus derechos por vivir!! Cargando en nuestros corazones a las víctimas del Covid19 y de esta oprobiosa dictadura, y en pie de testimonio, celebremos los triunfos populares, porque nuevos y más rotundos triunfos nos siguen esperando.

Honduras, junio de 2020

0Shares